Reflexión / Acción El pensamiento, la expresión abstracta, debe constituir un todo coherente con la obra, la expresión concreta. La obra deviene entonces en herramienta de opinión acerca de la ciudad, acerca del programa y, en definitiva, acerca de la propia arquitectura.
VSA

La realidad no es un dato, es una construcción. VSA dice no "bajar a ella", no rendirse ante las condiciones; prefiere trabajarlas como posibilidades, encontrando sentidos más allá de la evidencia física. Desde el momento de abordaje del programa hasta al elección de los materiales, desde el frío análisis del presupuesto hasta el manejo de la obra, se intenta encontrar un valor metafísico, poético.
Javier Fernández Castro

Espacio / Tiempo Espacio y tiempo son las dos coordenadas que sirven para pararnos en esta situación de borde, de constante corrimiento de los límites. Debemos ser absolutamente contemporáneos y ser inconfundiblemente locales. Estar insertos en esta lógica que nos excede pero que, a la vez, permite construir este lugar y llenarlo de contenido.
VSA

La arquitectura, como componente de la matriz cultural, deberá para VSA construir este sitio en este tiempo.
Espacio y tiempo han dejado de ser neutros. Han sido modificados. Lo regional y lo contemporáneo serán sus adjetivos calificativos.
Javier Fernández Castro

Belleza / Imagen La belleza es un atributo de lo comprendido en su esencia. Por eso, imagen y sentido no pueden ser escindibles.
VSA

La síntesis lograda en las obras aquí presentadas entre apariencia y esencia, se expresa con una máxima economía de recursos formales y tecnológicos. Unas pocas acciones resumen un camino de espiritualidad, compromiso y coherencia. La belleza, la imagen, se califican en lo austero.
Javier Fernández Castro

Austero La austeridad, la decisión de tomar el camino más corto en la resolución, el despojarnos de artificios, es una decisión con dimensiones espaciales, materiales e, incluso, programáticas.
VSA

En VSA, esta opción es consciente y manifiesta, explícitamente alejada de pasajeros minimalismos que no son más que despojamientos artificiales y caricaturescos.
Es también abiertamente contradictoria con aquellas arquitecturas de firma, genéricas y aplicables por sí en cualquier entorno. No es una estilística despojada como sello autoral: es la íntima convicción del valor de lo austero frente a lo ostentoso de las producciones centrales.
Javier Fernández Castro

Regional Estamos tratando de encontrar herramientas que validen un pensamiento común, capaz de incluir distintas identidades. Regional por conciencia del espacio propio, generacional por experiencia del tiempo común, redefiniendo ambos términos en una perspectiva operativa y concreta.
VSA

Desde hace tiempo, VSA se encuentra abocado a un trabajo de consenso en la construcción de un nuevo pensamiento regional, partiendo de la confluencia de diversas experiencias e identidades particulares.
Javier Fernández Castro

Contemporáneo Nuestra generación debe superar la vieja noción fundacional, aquella que supone la arquitectura como recién nacida. Debe ser capaz de asumir críticamente sus antecedentes para, desde ellos, explicitar su contribución distintiva en la construcción de la cultura local contemporánea.
VSA

VSA se postula como representante de este compromiso, de esta tarea inconclusa: la de producir una nueva arquitectura argentina que sea capaz de construir un pensamiento acerca de las cosas, al mismo tiempo que las construye.
Javier Fernández Castro

Corriendo los límites La vocación por construir cultura implica necesariamente forzar lo dado, transformarlo. Proyectar y construir es anticipar y materializar, correr los límites, pensar más allá de lo ya establecido.
VSA

Nos ha tocado, dice VSA, vivir en un sitio en el que tenemos un compromiso moral de construir certezas. La tarea de anticipar o prefigurar, la vocación de construir o materializar, condiciones esenciales de la práctica arquitectónica, implican siempre una transformación, una elaboración nueva. Lo preexistente es dato a ser comprendido, es materia prima a ser modificada.
Javier Fernández Castro